Clarín

01.09.19.

Biotecnología de punta: Terragene exporta a 70 países

Desde Rosario. Comenzaron en un departamento alquilado y hoy tienen 300 empleados y una planta de 12.000 m2 en el parque industrial.

Hace trece años, en un departamento alquilado, el genetista Esteban Lombardía y el biólogo Adrián Rovetto ponían en marcha su propia empresa, el laboratorio Terragene, que hoy ocupa una planta de 12.000 metros cuadrados en el parque tecnológico de Rosario y es una de las cinco compañías en el mundo que producen insumos biotecnológicos para el control de infecciones en industrias y hospitales.

Terragene es una compañía biotecnológica que ha desarrollado su actividad productiva en el campo de la microbiología, bioquímica, electrónica aplicada al cuidado de la salud, el agro y el medioambiente. El eje del negocio es la investigación, desarrollo y fabricación de indicadores biológicos y químicos para control de procesos de esterilización, lavado, termodesinfección e higiene.

Por su compromiso con la innovación y proyección internacional, esta empresa santafesina obtuvo una doble distinción: el premio Pyme Innovadora y el premio Pyme de Oro, otorgados por Clarín y Banco Galicia.

“Desde que arrancamos nos propusimos innovar como eje fundamental del negocio. Entendemos la innovación como un proceso de creación de valor, fuente de exportaciones y empleos, que es lo que el país necesita”, afirmóLombardía, presidente y co-fundador del laboratorio, cuando le tocó subir por primera vez al escenario, para recibir el premio Pyme Innovadora.

Minutos después subió nuevamente para recibir el Pyme de Oro, ante los aplausos y felicitaciones de un auditorio colmado de empresarios, miembros del jurado y autoridades. Entonces, con voz teñida de agradecimiento y esperanza sostuvo: “Ojalá que la innovación sea resguardada y fomentada. Tenemos que defender la ciencia y la tecnología al servicio de la producción”.

La compañía desarrolla insumos biotecnológicos y exporta su producción a 70 países en cinco continentes. “Nuestros productos se basan en reactivos químicos o microbiológicos para controlar la esterilización de un bisturí, un endoscopio o el termosellado de un alimento. Es un mercado en el que solo hay cuatro empresas más que hacen esto en el mundo”, contó Lombardía a Clarín.

Terragene resultó ganadora entre más de 300 pymes concursantes. En la categoría Pyme Innovadora fue finalista en una terna con las firmas Adox y Novachem.

Desde sus inicios, la ganadora del Pyme Oro se enfocó en el mercado internacional, de donde hoy provienen 90% de sus ingresos. “Competimos en base a nuestros recursos humanos y la inversión constante en investigación y desarrollo. El 20% de nuestros 300 empleados se dedica a investigar, y eso nos permite contar con una gama de 400 productos para monitorear focos de infección en materiales que se usan en cirugías y procesos industriales”, destacó.

“Somos una compañía integrada”, agregó Lombardía. “Creamos nuestro propio software y tenemos un departamento dedicado a las regulaciones internacionales y la exportación. Al principio tercerizábamos estas tareas, pero por cuestiones de control de calidad y tiempos de entrega, preferimos hacer nuestros propios desarrollos”.

Las soluciones para el agro constituyen otra de las unidades de negocios. “El año que viene lanzaremos una vacuna para cultivos. Son proteínas recombinantes, que disparan la respuesta inmune de las plantas cuando son atacadas por hongos”, comentó. También está desarrollando probióticos para la alimentación del ganado.

En el campo ambiental, la firma ha comenzado a brindar servicios de biorremediación de suelos. Y en el área de energías renovables está desarrollando un recubrimiento especial para cristales, que los transforma en paneles solares. Esto permitiría bajar el costo de los paneles fotovoltaicos importados.

“Es un proyecto de más largo plazo, que implicará un cambio de paradigma en energía solar. Varias compañías europeas están invirtiendo en en la misma línea de investigación”, detalló Lombardía, quien destacó que en Terragene, las metas se trazan a cinco años, más allá de toda coyuntura. A comienzos de 2015, la firma se propuso ampliar su capacidad de producción y tomó un crédito de $150 millones para adquirir su actual planta planta productiva y pasar de 140 empleados a 300. Para 2023, con las unidades de negocios de agro, ambiente y energías renovables en marcha, esperan emplear a más de 450 personas.

“Mi socio Adrián y yo tenemos formación científica, pero la universidad no te prepara para emprender. Cuando fundamos Terragene, invertimos capital propio y acudimos a familiares y amigos. Luego fuimos aprendiendo y accediendo a programas de apoyo provinciales, nacionales, y a premios como éste, que nos dan impulso y mayor proyección”, señaló Lombardía.

Volver a Novedades